Frases de Jacinto Benavente

1 - 25 de 50 pensamientos de Jacinto Benavente



No hay sentimiento que valga; el amor es una ocupación como otra cualquiera.

Jacinto Benavente

Si la pasión, si la locura no pasaran alguna vez por las almas… ¿Qué valdría la vida?

Jacinto Benavente

Ningún vanidoso siente celos.

Jacinto Benavente


El verdadero amor no se conoce por lo que exige, sino por lo que ofrece.

Jacinto Benavente

Sólo temo a mis enemigos cuando empiezan a tener razón.

Jacinto Benavente

Nunca, como al morir un ser querido, necesitamos creer que hay un cielo.

Jacinto Benavente

La felicidad es mejor imaginarla que tenerla.

Jacinto Benavente

Al amor lo pintan ciego y con alas. Ciego para no ver los obstáculos y con alas para salvarlo.

Jacinto Benavente

Si murmurar la verdad aún puede ser la justicia de los débiles, la calumnia no puede ser otra cosa que la venganza de los cobardes.

Jacinto Benavente

El enemigo sólo empieza a ser terrible cuando empieza a tener razon.

Jacinto Benavente

Nada fortifica tanto las almas como el silencio; que es como una oración íntima en que ofrecemos a Dios nuestras tristezas.

Jacinto Benavente

La vanidad hace siempre traición a nuestra prudencia y aún a nuestro interés.

Jacinto Benavente

Una cosa es continuar la historia y otra repetirla.

Jacinto Benavente

El amor es así, como el fuego; suelen ver antes el humo los que están fuera, que las llamas los que están dentro.

Jacinto Benavente

La peor verdad sólo cuesta un gran disgusto. La mejor mentira cuesta muchos disgustos pequeños y al final, un disgusto grande.

Jacinto Benavente

Cuando no se piensa lo que se dice es cuando se dice lo que se piensa.

Jacinto Benavente

El amor es como Don Quijote, cuando recobra el juicio es que está a punto de morir.

Jacinto Benavente

Poco bueno habrá hecho en su vida el que no sepa de ingratitudes.

Jacinto Benavente

Es más fácil ser genial que tener sentido común.

Jacinto Benavente

Nada prende tan pronto de unas almas en otras como esta simpatía de la risa.

Jacinto Benavente

El dinero no puede hacer que seamos felices, pero es lo único que nos compensa de no serlo.

Jacinto Benavente

Lo peor que hacen los malos es obligarnos a dudar de los buenos.

Jacinto Benavente

Creedlo, para hacernos amar no debemos preguntar nunca a quien nos ama: ¿Eres feliz?, sino decirle siempre: ¡Qué feliz soy!.

Jacinto Benavente

Yo podría ser el último paria de mi reino, un leproso abandonado por todos, sin recuerdo y sin esperanza de goce alguno, y aún quisiera vivir.

Jacinto Benavente

En cada niño nace la humanidad.

Jacinto Benavente


Contatar Política de privacidad Especiales FrasesBuenas Facebook Twitter DMCA.com Protection Status